Volvo. Recharged.

Nuestros vehículos siempre han sido diseñados para ayudar a proteger a las personas. Ahora los diseñaremos para ayudar a proteger también al planeta.

Por un futuro más seguro

Estamos recargando todo lo que hacemos, desde nuestros vehículos hasta nuestras fábricas y cadena de suministro. Nuestra ambición es reducir nuestra huella de carbono por vehículo en 40% comparado al 2018. Y ser "climate neutral" para 2040. Porque solo tenemos un planeta.

Volvo Recharge. Lujo responsable.

Presentamos Volvo Recharge - nuestra nueva línea de avanzados vehículos eléctricos e híbridos enchufables, diseñados para darte una experiencia de conducción refinada y más sostenible. Los vehículos en los que confías para proteger a tu familia, ahora también ayudar a proteger su futuro.

Cada nuevo vehículo Volvo será eléctrico.
Hoy día, somos el único fabricante de automóviles que ofrece opciones de híbridos enchufables en todos nuestros modelos. Y dentro de los próximos cinco años lanzaremos cinco nuevos vehículos totalmente eléctricos. Es nuestra ambición que para 2025, la mitad de los vehículos que vendamos sean eléctricos.

Presentando el XC40 Recharge

El primer Volvo SUV totalmente eléctrico está aquí. Diseñado de acuerdo a la forma en la que vives, y construido para ayudar a mantenerte a salvo a ti y al planeta.

Más sobre XC40 Recharge

Eléctrico no es suficiente

Es un inicio. Pero no es la solución completa. Para proteger la seguridad de nuestro planeta, debemos hacer más que solamente electrificar nuestros vehículos. Nuestra visión es ser clima neutral a través de toda nuestra cadena de valor para 2040 - una década antes de la meta del Acuerdo de París. Así que todo lo que hacemos debe ser recargado.

Operaciones. Rechargadas.

Para 2025 buscamos reducir nuestras emisiones totales de carbono por vehículo en 25% comparado con 2018. Esto incluye todo lo que hacemos como compañía, desde la fabricación hasta los viajes de negocios, e incluye a nuestra red de distribución. Ya estamos trabajando en ser carbono neutral en nuestra operaciones de fabricación para 2025, y estamos progresando con cerca del 80% de nuestras plantas globales al utilizar electricidad renovable. 

Cadena de suministros. Recargada.

Nuestro objetivo es reducir las emisiones de carbono de la cadena de suministro – una parte importante de nuestras emisiones globales de la cadena de valor, en un 25% por automóvil para 2025 en comparación con 2018. Esto incluye las emisiones generadas por la producción de componentes y materiales, y por la extracción de minerales y metales. Trabajaremos para lograr esta visión de varias maneras, incluyendo ayudar a nuestros proveedores a aumentar su uso de energía renovable, así como también usar materiales más sostenibles en nuestros automóviles y reducir el desperdicio. Ya tenemos la ambición de que al menos el 25% de todos los plásticos utilizados en los nuevos vehículos Volvo lanzados después de 2025 se fabricarán con materiales reciclados.

Conducción. Recargada.

La mayoría de las emisiones totales de carbono de un vehículo híbrido enchufable se produce cuando se conduce con gasolina. Para alentar a los conductores de híbridos enchufables Volvo a conducir de la manera más sostenible posible, nuestro objetivo es introducir formas de recompensar la conducción en modo eléctrico puro.